¿ QUE ES UNA VENTANA PASSIVHAUS ?

 

 

 

Entendemos como ventanas Passivhaus aquellas ventanas de altas prestaciones, de baja trasmitancia térmica y de doble o triple vidrio bajo emisivo. Y es que, las ventanas, tragaluces o grandes fachadas acristaladas son puntos críticos para la pérdida o ganancia de temperatura en una edificación, afectando directamente al consumo de energía necesario para contrarrestar estos efectos. Ambos (pérdida y ganancia de calor) van a depender, en gran medida, de cómo esté construida e instalada cada ventana.

Entendemos por viviendas passivhaus o casas pasivas aquellos edificios o viviendas altamente eficientes y sostenibles. Su eficiencia se alcanza a base de técnicas pasivas que reducen al mínimo la necesidad de energía para lograr una atmósfera confortable en su interior. Son técnicas pasivas una arquitectura adecuada al clima, una buena orientación o un aislamiento sin fisuras, por ejemplo. El resto de la energía necesaria puede cubrirse con energías renovables, de menor coste económico y medioambiental.

Características de una ventana de altas prestaciones passivhaus

 Las ventanas de altas prestaciones contribuyen a la eficiencia energética de cualquier edificación. Una vez definidas la orientación y ubicación ideales para los elementos acristalados de una passivhaus, estos deben cumplir, además, una serie de requisitos.

Una ventana passivhaus debe fabricarse pensando en el óptimo rendimiento térmico de todos sus elementos. Tanto la carpintería como el vidrio deben tener la mínima transmitancia térmica. Esto se consigue gracias a dobles y triples acristalamientos y a carpinterías con rotura de puente térmico.

El Passivhaus Institut exige 0,8 de transmitancia para ventana completa, y 0,85 incluido puente térmico de instalación para certificar en Alemania. Sin embargo, España está considerada como zona cálida templada, y los criterios son menos exigentes.

Una buena instalación, sin fisuras y garantizando el aislamiento de la unión entre ventana y pared, es imprescindible para un resultado óptimo.

No todas las ventanas son passivhaus ni todos los climas requieren ventanas con las mismas características. Por ello se hace imprescindible consultar a profesionales.

Ventajas de una ventana passivhaus

La eficiencia energética de las ventanas de una casa passivhaus nos permite disfrutar de un ambiente interior más confortable, eliminando corrientes de aire y zonas frías cerca de las ventanas. Además, es más saludable, ya que desaparecen inconvenientes como la condensación, la humedad y la formación de moho. Por último, asegura una vida útil más larga de los materiales de construcción ya que, al desaparecer elementos dañinos como la humedad y el moho, sufren menos y son más duraderos.

Los estándares passivhaus sirven para todo tipo de edificaciones: oficinas, hoteles, viviendas unifamiliares e incluso edificios singulares.

¿Merece la pena invertir en una ventana passivhaus para una vivienda convencional?

Cambiar las ventanas de un edificio convencional por otras de altas prestaciones es una manera de integrar algunas de las ventajas de la filosofía Passivhaus en nuestra vivienda. Las consecuencias inmediatas serán el ahorro energético, una temperatura más confortable y mejor aislamiento acústico, gracias al doble y triple acristalamiento.

En cuanto al precio de una ventana Passivhaus o que cumpla con los requerimientos de ese estándar de construcción dependerá del material del que esté fabricada y de si está certificada o no lo está (aunque la mayor parte de fabricantes de carpintería disponen de productos certificados y modelos concretos que cumplen con las exigencias del estándar Passivhaus)

 

QUE VIDRIO ELEGIR PARA MIS VENTANAS…

Si queremos encontrar la ventana que mejor se adapte a nuestras necesidades, es importante conocer los diferentes tipos de vidrio que existen en el mercado. Un buen vidrio junto a un buen perfil mejorará nuestro confort y aislamiento

 

 

Es importante recordar que una ventana está compuesta por diferentes elementos, destacando: el perfil, los herrajes y el vidrio. La elección de este último dependerá de nuestras necesidades y de la ubicación de nuestra vivienda (zona con mucho ruido, expuestos a un clima frío, etc). Lo importante es conocer los diferentes tipos de vidrio que existen en el mercado y sus posibles combinaciones.
Si tanto la elección del vidrio como del perfil van en la misma dirección, obtendremos la ventana perfecta para nosotros. Ya que de nada sirve un vidrio muy bueno si el sistema escogido es deficiente, y viceversa.
Tipos de vidrios para ventanas
Existen muchísimas posibilidades a la hora de elegir los vidrios para nuestras ventanas. Además, también podemos realizar combinaciones creando acristalamientos dobles o incluso triples; elegir diferentes espesores, el tipo de gas que separará un video de otro y/o si necesitaremos algún tratamiento especial en alguno de los vidrios (control solar, anti-suciedad, etc). Lo mejor es verlos uno a uno:
Vidrio sencillo o flotado:
Este vidrio está prácticamente obsoleto, sin embargo todavía contamos en España con muchas viviendas que tienen ventanas con este tipo de vidrios. Es un vidrio que, por sí solo, ofrece bajas propiedades térmicas y acústicas. Podríamos decir que es el más económico pero también el más ineficiente. Hoy en día prácticamente nadie lo usa por si solo (sí, si lo usamos como vidrio laminado).
Vidrio laminado:
Como su propio indica, este vidrio es el resultado de unir diferentes vidrios monolíticos (sencillos) introduciendo entre ellos láminas de PVB (polivinilo butiral). Esta combinación mejora la resistencia y seguridad respecto a los vidrios sencillos. Realmente estos vidrios se utilizan sobre todo en barandillas, mamparas, etc.
Vidrios con cámara o doble acristalamiento:
Actualmente son la opción más demandada en ventanas. Estos vidrios están formados por varias hojas de vidrio (que pueden ser de diferentes espesores) separadas por una cámara de aire. Esta cámara está sellada térmicamente y puede ser de aire deshidratado o gas argón (tiene una conductividad térmica menor que la del aire).
¿Las ventajas de este tipo de acristalamientos? Que mejoran notablemente el aislamiento acústico y térmico de la ventana, ya que la cámara de aire que separa los dos vidrios reduce la transmisión de calor y/o frío entre el exterior y el interior. Según las necesidades térmicas o acústicas que tengamos podremos recurrir a un triple acristalamiento. Además, también podemos aplicar diferentes tratamientos extra en los vidrios (control solar, bajo emisivo…).
Vidrio templado:
Realmente es un vidrio sencillo pero que durante su fabricación recibe diferentes tratamientos que permiten aumentar su resistencia. Esto hace que los vidrios templados se recomienden en espacios en los que necesitamos un extra se seguridad (por ejemplo en escaparates de comercios, marquesinas, etc.). Otra de las grandes ventajas de este tipo de vidrios es que en caso de rotura se quedará roto en pequeños trozos, evitando que podamos cortarnos o sufrir accidentes.

Vidrios con tratamientos especiales

Existen diferentes vidrios que ofrecen determinadas características “extra” debido a los tratamientos que reciben. Este tipo de vidrios se pueden utilizar al fabricar acristalamientos dobles o triples. Os hablamos de algunos de ellos:
Vidrios bajo emisivos: También se conocen como vidrios low-e o ATR (aislamiento térmico reforzado), y su principal objetivo es mejorar la eficiencia energética de la ventana (y por tanto, también de nuestra vivienda). Este tipo de vidrios son recomendables en zonas sometidas a bajas temperaturas en las que nos interesa retener el calor interior.
Los tratamientos que reciben los vidrios bajo emisivos reducen su valor U y ayudan a evitar que el frío o el calor del interior de la vivienda se escape.
Vidrios con control solar:
A diferencia de los anteriores, este tipo de vidrios son especialmente útiles si nuestra vivienda está excesivamente expuesta a las radiaciones solares. El tratamiento que reciben los vidrios con control solar permite reducir la cantidad de radiación o calor solar que pasa a través del vidrio, disminuyendo así el calor de nuestra vivienda.
En el mercado también podemos encontrar vidrios con otro tipo de tratamiento como los vidrios anti-suciedad (repelen el agua y ayudan a evitar las manchas) y/o los videos inteligentes, entre otros. Estos últimos forman parte de la revolución que la domótica está suponiendo para el sector, son vidrios que cambian y reaccionan a las diferentes exposiciones solares o cambios de temperatura (se vuelven más opacos o no).

Ahora solo queda elegir un buen perfil!!

EL ALUMINIO, UN MATERIAL CLAVE EN LA EFICIENCIA ENERGÉTICA DE LOS EDIFICIOS

Los cerramientos de los edificios son aspectos importantes cuando consideramos el ahorro energético en la edificación. Una ventana, por ejemplo, será eficiente energéticamente cuando garantice unas prestaciones mínimas en cuanto a valores como el factor solar, la transmisión térmica y la permeabilidad al aire. Y aquí, algunos de sus elementos como el material elegido para la estructura o el vidrio, tienen mucho que decir. En este sentido, la ventana de aluminio con rotura de puente térmico se presenta la mejor opción a nivel energético y de confort final para el usuario.

Las ventanas de aluminio cumplen de sobra con los valores U más restrictivos, garantizando confort interior y ahorro energético, a la vez que contribuyen con su acción a lograr los objetivos globales de todos los componentes de la envolvente de un edificio. Del aluminio destacan su durabilidad, su capacidad aislante, la escasa necesidad de mantenimiento, su versatilidad y maleabilidad, pero también su dureza y resistencia, que favorecen la seguridad de los espacios. Y no solo eso; el aluminio es también un material total e infinitamente reciclable sin que por ello mermen sus cualidades. Además, para el proceso de reciclado precisa tan solo un 5% de la energía que fue necesaria para producir aluminio primario. En este punto, debemos recordar que sectores como los de la construcción y la automoción ya reciclan más del 90% del aluminio.

Por todo ello, afirma de Olabarria, “el aluminio ayuda a garantizar la existencia de edificios más seguros, más habitables, más duraderos, de mayor calidad y más sostenibles. El aluminio facilita la adaptación del sector de la construcción a la estrategia de sostenibilidad económica, energética y medioambiental, marcada en las normativas actuales, haciéndolo imprescindible en el camino hacia la implantación de un modelo de Economía Circular”.

Cinco truquillos que pueden cambiar tu vida

Curabitur non nulla sit amet nisl tempus convallis quis ac lectus. Vestibulum ac diam sit amet quam vehicula elementum sed sit amet dui. Donec rutrum congue leo eget malesuada. Nulla quis lorem ut libero malesuada feugiat. Cras ultricies ligula sed magna dictum porta.

Quisque velit nisi, pretium ut lacinia in, elementum id enim. Cras ultricies ligula sed magna dictum porta. Donec sollicitudin molestie malesuada. Curabitur non nulla sit amet nisl tempus convallis quis ac lectus. Pellentesque in ipsum id orci porta dapibus.

Praesent sapien massa, convallis a pellentesque nec, egestas non nisi. Vivamus suscipit tortor eget felis porttitor volutpat. Quisque velit nisi, pretium ut lacinia in, elementum id enim. Vivamus magna justo, lacinia eget consectetur sed, convallis at tellus. Donec rutrum congue leo eget malesuada.

¿Por qué destacan nuestras ventanas?

Curabitur non nulla sit amet nisl tempus convallis quis ac lectus. Vestibulum ac diam sit amet quam vehicula elementum sed sit amet dui. Donec rutrum congue leo eget malesuada. Nulla quis lorem ut libero malesuada feugiat. Cras ultricies ligula sed magna dictum porta.

Quisque velit nisi, pretium ut lacinia in, elementum id enim. Cras ultricies ligula sed magna dictum porta. Donec sollicitudin molestie malesuada. Curabitur non nulla sit amet nisl tempus convallis quis ac lectus. Pellentesque in ipsum id orci porta dapibus.

Praesent sapien massa, convallis a pellentesque nec, egestas non nisi. Vivamus suscipit tortor eget felis porttitor volutpat. Quisque velit nisi, pretium ut lacinia in, elementum id enim. Vivamus magna justo, lacinia eget consectetur sed, convallis at tellus. Donec rutrum congue leo eget malesuada.

Cuatro consejos para elegir las mejores puertas

Curabitur non nulla sit amet nisl tempus convallis quis ac lectus. Vestibulum ac diam sit amet quam vehicula elementum sed sit amet dui. Donec rutrum congue leo eget malesuada. Nulla quis lorem ut libero malesuada feugiat. Cras ultricies ligula sed magna dictum porta.

Quisque velit nisi, pretium ut lacinia in, elementum id enim. Cras ultricies ligula sed magna dictum porta. Donec sollicitudin molestie malesuada. Curabitur non nulla sit amet nisl tempus convallis quis ac lectus. Pellentesque in ipsum id orci porta dapibus.

Praesent sapien massa, convallis a pellentesque nec, egestas non nisi. Vivamus suscipit tortor eget felis porttitor volutpat. Quisque velit nisi, pretium ut lacinia in, elementum id enim. Vivamus magna justo, lacinia eget consectetur sed, convallis at tellus. Donec rutrum congue leo eget malesuada.